LGTBI GLOBAL

Comparte

Amnistía Internacional considera los derechos LGTBI como derechos humanos. Entre esos derechos se incluyen estas leyes:

  • Derogar las leyes que tipifican como delito las relaciones sexuales consentidas entre personas del mismo sexo.
  • Reconocimiento gubernamental de las relaciones entre personas del mismo sexo (como el matrimonio entre personas del mismo sexo o uniones similares.
  • Permitir la adopción homoparental.
  • Reconocimiento de la familia homoparental.
  • Leyes contra la discriminación que incluyan la orientación sexual, o la identidad de género.
  • Legislación contra el acoso escolar y de no discriminación para proteger a niños y estudiantes LGBT.
  • Prohibir las «terapias de reconversión» que intentan cambiar o reprimir la orientación sexual y la identidad de género de una persona, en particular en menores de edad.
  • Derechos migratorios para parejas del mismo sexo.
  • Legislación contra discursos del odio que proporcionen sanciones penales por la violencia y la incitación a la discriminación motivada por prejuicios contra personas LGBT.
  • Igualdad en la edad de consentimiento sexual.
  • Acceso igualitario a las técnicas de reproducción sexual.
  • Reconocer la autodeterminación del género a las personas transgénero para acceder a la modificación legal de su identidad (nombre y sexo registral) en documentos oficiales.
  • Acceso a la cirugía de resignación del sexo  y terapia hormonal
  • Permitir a personas LGBT servir en las fuerzas armadas.
  • Permitir a los homosexuales donar sangre.

¿DÓNDE SE PENALIZA?

En la actualidad siguen habiendo países que penalizan la homosexualidad, la bisexualidad o el disfrute de la sexualidad de uno mismo como le más le plazca sin dar cuentas a nadie mientras no haga daño a nadie. ¿Quién es quién dice cómo disfrutar del sexo?

n 2021, aún son seis los estados miembros de ONU los que ser homosexual está condenado con la muerte: Brunei, Irán, Mauritania, Nigeria (solo en una docena de estados del norte), Arabia Saudita y Yemen. En Afganistán, Pakistán, Qatar, Somalia y los Emiratos Árabes Unidos, también podría imponerse la pena capital, pero hay menos certeza jurídica sobre la situación.

CONCLUSIONES

El ser humano a lo largo de su historia ha tratado de imponer su criterio sobre los demás. Dice la iglesia que la masturbación es algo así como un delito y que el matrimonio está formado por un hombre y una mujer. Lo más gracioso es que estas gente vive en el celibato. Cada cual que hable de lo suyo sin imponer nada a los demás. La sexualidad como las personas han de ser libres y respetuosas y lo más importante, consentidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

El Gobierno cambia la forma de juzgar delitos sexuales con el 'sí es sí'

El Consejo de Ministros del Gobierno de Pedro Sánchez aprueba este martes 6 de julio el proyecto de ley de Garantías de la Libertad Sexual, cambiando la forma de juzgar delitos sexuales y regulando el consentimiento expreso. El anteproyecto de Ley Orgánica de Garantía Integral de la Libertad Sexual impulsada por el […]